upc4

Hablar del Lago de Chapala es hablar del vaso lacustre más extenso del país y la principal fuente de abastecimiento de agua de la zona conurbada de
Guadalajara.

Alejandra Lozano Saldaña

Fotos: Carlos Zepeda

Desde hace años, el Lago de Chapala ha sufrido modificaciones a fin de extender el acceso del agua, que puede llegar a aportar el 60% del agua
que llega a la ciudad y a otras poblaciones, tanto de Jalisco como de Michoacán, de acuerdo al portal de la Comisión Estatal del Agua Jalisco.
LA HISTORIA DEL PRODIGIO
El Lago ha sido afectado en su extensión territorial, pero no en su capacidad de captación. El año de 1900 registró su almacenamiento máximo, y fue en 1955 cuando esto cambió, ya que el Lago registró un almacenamiento mínimo, lo que generó preocupación en las autoridades civiles y eclesiales.
Fue por eso, que el entonces Arzobispo de Guadalajara, don José Garibi Rivera, invocó el auxilio de la Santísima Virgen de la Expectación de
Zapopan, prometiendo llevar su venerada Imagen a pie, desde Ixtlahuacán de los Membrillos, si el Lago se recuperaba, o al menos sus aguas volvían
a tocar los cimientos del faro.
La súplica fue escuchada, pues vinieron las lluvias que hicieron brotar manantiales de agua sorprendiendo al pueblo, que no dejaba de agradecer
la intercesión de la Santísima Virgen, pues las aguas no solo tocaron los cimientos del faro, sino que llegaron hasta las gradas de la Parroquia de
San Francisco de Asís.
Ante esta asombrosa recuperación, el Arzobispo de Guadalajara se apresuró a cumplir con la promesa hecha a la Virgen de Zapopan, y el 19 de diciembre de 1955 la Santísima Virgen, engalanada con su traje de peregrina, llegó en jubilosa romería a la ribera del Lago. A su paso por Ixtlahuacán, una gran cantidad de fieles a pie se unieron a la procesión.

El próximo 10 de julio se realizará la 67ª visita tradicional de la Virgen de Zapopan al Lago de Chapala, y la 13ª como Reina del Lago, en esta ocasión bajo el lema:
“Custodia nuestra vida entre tus brazos”.

POR UN BUEN TEMPORAL
Este 2022 será diferente, pues la Zapopana estará nuevamente acompañada, desde su llegada, por los fieles peregrinos, que deberán mantener los protocolos sanitarios como el uso de cubrebocas.
Aunque la intención de esta visita siempre es pedir por un buen temporal, los fieles devotos también aprovecharán para pedir la intercesión de La Generala ante esta pandemia, que después de dos años aun no cede por completo, e incluso en las últimas semanas ha presentado un repunte.
EL PASADO Y EL PRESENTE
Se pudiera pensar que quedó atrás la solicitud de la intercesión de “la Chaparrita” por el Lago de Chapala, pero la realidad es otra, pues a sesenta y siete años de esa primera visita, de esa primera sequía, el lago sigue experimentando esta crisis, y los tapatíos poco hemos hecho en conjunto con las autoridades por cuidarlo.
El Presbítero Juan Javier Padilla Cervantes, miembro de la Pastoral de la Comunicación, y Párroco de Nuestra Señora del Divino Amor, es originario
del municipio de Chapala. En estos años él ha visto cómo ha evolucionado la comunidad, tanto en los habitantes del municipio como de quienes visitan este lugar turístico, que también se ha convertido en el paraíso de algunos extranjeros que eligen la ribera como su lugar de retiro y descanso.

Foto: Carlos Zepeda

La primera visita de la Virgen de Zapopan se registró el 19 de diciembre de 1955, y a diferencia de su tradicional “Romería”, sus visitas al Lago no fueron periódicas. La segunda visita fue en el año de 1958, haciendo una pausa prolongada hasta 1980, aproximadamente. La visita fue nuevamente solicitada por una nueva disminución de agua en el lago. Esta visita estuvo a cargo del Sacerdote Ramón Hernández.
En la década de los 90’s, el Cardenal Juan Jesús Posadas Ocampo, entonces Arzobispo de Guadalajara, fue quien instituyó estas visitas de manera frecuente.
Como signo de agradecimiento a las visitas que La Generala realizaba a las poblaciones ribereñas del Lago de Chapala, es que los pobladores decidieron nombrarla “Reina y Soberana del Lago de Chapala”.
Fue el 12 de julio de 2009 que recibió este nombramiento, y fue el Arzobispo Emérito, Cardenal Juan Sandoval Iñiguez, quien concedió esta coronación.

Foto: Carlos Zepeda

“EL CUIDADO DE LA CASA COMÚN”
El Papa Francisco, a través de sus encíclicas, nos ha recordado que estamos llamados a cuidarnos entre nosotros como hermanos, y también cuidar
de nuestra casa, refiriéndose al lugar en el que habitamos, el que compartimos en común, el planeta Tierra. Y esto va desde el espacio donde está fincada nuestra vivienda hasta el elemento más
importante y vital, como es el agua.
“El agua potable y limpia representa una cuestión de primera importancia, porque es indispensable para la vida humana y para sustentar los
ecosistemas terrestres y acuáticos. Las fuentes de agua dulce abastecen a sectores sanitarios, agropecuarios e industriales” (Laudato Si, Capítulo
primero. Lo que le está pasando a nuestra casa, II. La cuestión del agua /28).
A través de este documento se nos reitera el llamado a cuidar este vital líquido, a cuidar nuestro planeta, y con ello extender el cuidado a los
más necesitados, a quienes son víctimas de la avaricia de los que tienen más y que convierten en vertedero de desechos a las fuentes naturales de
agua.

RESPONSABILIDAD DE TODOS
“Desde el Concilio Vaticano II, se hace énfasis en que el medio ambiente es parte de la creación. Quizá a veces nos preguntamos por qué la Iglesia y el Papa Francisco se preocupan tanto por la Tierra. La respuesta es simple, la Tierra fue creada por Dios, el mismo Dios que nos creó a nosotros. Por eso es la preocupación de la Iglesia, de nuestros pastores, por la naturaleza”, compartió el Padre Juan Javier Padilla Cervantes.
“En realidad, el acceso al agua potable y segura es un derecho humano básico, fundamental y universal, porque determina la sobrevivencia de las personas, y por lo tanto es condición para el ejercicio de los demás
derechos humanos. Este mundo tiene una grave deuda social con los pobres que no tienen acceso al agua potable, porque eso es negarles el derecho a la
vida radicado en su dignidad inalienable” (Laudato Si, Capítulo primero. Lo que le está pasando a nuestra casa, II. La cuestión del agua /30).
El Padre Juan Javier recuerda que el Sumo Pontífice hace un llamado a nuestros valores, a nuestra ética y a ser conscientes de que el progreso no significa agotar o exterminar los recursos que la naturaleza nos da, pues todos estamos interconectados.
ALZAR LA VOZ
El municipio de Chapala, al ser un lugar con gran atracción turística, trajo consigo la explotación de la tierra y la invasión de la orilla del Lago; es por ello que ya existen agrupaciones civiles que se dedican a recuperar estos espacios, a buscar que disminuya la invasión en zonas que han sido adaptas para vivir cuando las condiciones del suelo no son las ideales. “Desde 1955, la comunidad (lo) empezó a defender de la desecación, y aunque el Lago ha sufrido crisis de escases, su gente no deja de luchar por él y defenderlo.

Con el fin de crear conciencia en los tapatíos, se creó el proyecto “Chapala un lago vivo”, que es el resultado de diferentes organizaciones que tienen como objetivo generar educación ambiental, el cual forma parte del programa “Bosque+ Agua+ Gente para Chapala”. Para mayor información, anexamos los links para que juntos comencemos a cuidar a la distancia, nuestro Lago de Chapala.

www.lagodechapala.org y www.corazondelatierra.org/bosques-agua-gente-para-chapala

Visita también nuestro video en el canal de youtube de Arquimedios

@arquimedios_gdl

TE INVITAMOS A FORMAR PARTE DE LOS

Comunicadores Parroquiales

Los cuales promueven la Pastoral de la Comunicación en sus Parroquias

Dirección

"En la Iglesia tenemos urgente necesidad de una comunicación que inflame los corazones, sea bálsamo en las heridas e ilumine el camino de nuestros hermanos y hermanas"

Papa Francisco

Copyright @2023 – Todos los Derechos Reservados.