upc4

HÉCTOR JOSUÉ QUINTERO LÓPEZ

Al filo del bicentenario del nacimiento de Jalisco, del 16 al 21 de junio del 2023, días que en 1821 fueron los de la promulgación del bando del Jefe Político de la Diputación Provincial de Guadalajara, Luis Quintanar, que la transformó en Estado Libre y Soberano de Xalisco, y los del juramento que
a favor de ello hicieron a la vuelta de cinco días las corporaciones civiles y eclesiásticas en la Catedral tapatía, y al pie de la Imagen de Nuestra Señora de Zapopan, para darle vida a la República Mexicana desde su primera entidad federativa, muy oportuno resulta recordar este 2022 lo que nuestro calendario mariano indocristiano conmemora el 12 y el 18 de diciembre, a la Virgen de Guadalupe y a la de Zapopan.

EXPLICACIÓN OBLIGADA
Por circunstancias diversas, pero complementarias, el Santuario de Guadalupe tapatío y la Catedral de la Asunción de María de Guadalajara, sirvieron de tálamo y de cuna a la concepción y parto de la hoy República Mexicana.
Ello fue así gracias a la participación activa y luminosa que, entre 1771 y 1824, tuvieron los Obispos Fray Antonio Alcalde y Juan Cruz Ruiz de Cabañas, que embaldosaron con humanismo y humanitarismo la ruta que la lucha armada enfangó con sangre, destrucción y muerte.
El uno lo hizo al crear la Parroquia del Santuario, en 1783, bajo el amparo de Santa María de Guadalupe, vecindario modélico de las 7,500 almas que ocuparon las mil quinientas vivienda que les ofreció el Obispo Alcalde, y cuyo arriendo dedicó al sostenimiento del nosocomio más grande de América y la escuela
femenina modelo y pionera en su género, la de Nuestra Señora de Guadalupe. El otro, al hacer
suyo el legado alcaldeano y dejarnos como muestra de ello la grandiosa Casa de Misericordia
y el Colegio Apostólico de Propaganda Fide de Zapopan.

NO A LA GUERRA
Hace muy poco, el 15 de septiembre del año en curso, al tiempo que el gobierno mexicano actualizaba
la parafernalia nacionalista que evoca el gesto del Párroco Miguel Hidalgo de llamar a rebato a la gente para insubordinarla en contra del rey impuesto en España por Napoleón Bonaparte desde 1808 –bajo la falacia de que los franceses querían destruir la fe católica–, el Papa Francisco, en Nursultán (Kazajistán), durante la firma del documento que los líderes de las religiones tradicionales entregarán a la ONU, recordó que toda forma de extremismo es condenable, ya “que la violencia no debe justificarse nunca”, e incluso pidió: “No permitamos que lo sagrado sea instrumentalizado por lo profano”.
PATRIA MARIANA
La piedad mariana novohispana, al filo de la Independencia, tiene como corolario indocristiano los dos cultos fundantes –el de Guadalupe y el de Zapopan–, que la recibieron a la vida en dos momentos.
Así lo intuyó, en 1695, el P. Francisco de Florencia, SJ, en su Zodiaco Mariano…, continuación natural de sus obras La Estrella de el Norte de México (1688) y Origen de los dos célebres Santuarios de la Nueva Galicia (1694), donde muestra cómo lo que Nuestra Señora de Guadalupe fue para la fe cristiana de los moradores del altiplano y del bajío novohispano, Zapopan lo ha sido para el Occidente desde su capital, incluso desde lo que ambas representan en términos de iconografía: a la doncella de Nazaret, sin rasgos caucásicos, encinta y con los atributos de la mujer del Apocalipsis: vestida de sol, con la luna bajo sus pies y una corona de doce estrellas sobre su cabeza (Ap. 12,1).
Recordar los paradigmas marianos que le dieron nacimiento a México solo puede llevarnos a la
fraternidad, a la paz en la justicia, nunca al enfrentamiento ni a la división.

@arquimedios_gdl

TE INVITAMOS A FORMAR PARTE DE LOS

Comunicadores Parroquiales

Los cuales promueven la Pastoral de la Comunicación en sus Parroquias

Dirección

"En la Iglesia tenemos urgente necesidad de una comunicación que inflame los corazones, sea bálsamo en las heridas e ilumine el camino de nuestros hermanos y hermanas"

Papa Francisco

Copyright @2023 – Todos los Derechos Reservados.