Home / Cultura y Formación / Diálogo en memoria de Luis Sandoval Godoy (1927 – 2019)

Diálogo en memoria de Luis Sandoval Godoy (1927 – 2019)

Daniel Casas Bañuelos

Ilustración: Rodolfo Caloca

A las 8.30 de la noche del jueves 25 de julio, en el salón de actos del Museo de la Ciudad de Guadalajara (Independencia 684, en la zona Centro de Guadalajara), tuvo lugar, con entrada libre, un ‘Diálogo’ sostenido entre cuatro conocedores de la vida y de la obra del recién fallecido escritor zacatecano, pero tapatío inamovible por adopción desde la adolescencia, Luis Sandoval Godoy, colaborador distinguido de este Semanario.

Invitados por Hermenegildo Olguín Reza, del Taller Editorial La Casa del Mago, uno de los editores de don Luis, compartieron su experiencia, trato, conocimiento en torno a la vida y a la obra de un hombre que hizo de la palabra escrita el paradigma de sus afanes profesionales cuatro personas que conocieron su obra y lo trataron personalmente. Hubieran sido cinco, pero causas de fuerza mayor impidieron al doctor Ulises Íñiguez Mendoza tomar parte en el acto.

Los que sí estuvieron…

Los expositores fueron el presbítero Tomás de Híjar Ornelas, columnista de esta publicación y consocio de don Luis en la Benemérita Sociedad de Geografía y Estadística de Jalisco; Samuel Gómez Luna, miembro directivo del Seminario de Cultura Mexicana, corresponsalía Guadalajara, grupo del que también formaba parte Sandoval Godoy y Director del Museo de la Ciudad, anfitrión, pues, de quienes tomen parte en este encuentro; Hugo Ávila Gómez, escritor, educador y promotor cultural de la patria chica de don Luis, San Juan Bautista del Teúl y en buena medida heredero de su legado literario y Álvaro López Tostado, editor del periódico digital ICONO y responsable de la plataforma digital ‘El mundo literario de Luis Sandoval’, la versión digital de todos los libros que compuso don Luis, que gratuita y libremente se pueden consultar en el sitio web luissandovalgodoy.wordpress.com.

Para hablar del tema, este Semanario abordó a uno de los expositores poco después de este foro, al presbítero Tomás de Híjar.

El ‘Diálogo’

¿A qué aspiró éste ‘Diálogo’?

A empatar dos proyectos, el del Taller Editorial La Casa del Mago y el del Seminario de Cultura Mexicana, corresponsalía Guadalajara, para evaluar el legado literario de un escritor que produjo en la última parte de su vida una sucesión ininterrumpida de títulos en los que reunió las inquietudes de un ímpetu por la narrativa desarrollado en estas ricas vetas: la novela y el cuento, la prosa poética, la historia oral y el lenguaje popular.

¿Quién fue Luis Sandoval Godoy?

El último representante de una veta literaria que se formó en el Seminario Conciliar de Guadalajara en tiempos de persecución religiosa y cuando la formación humanística en ese plantel era muy esmerada. De ella formaron parte, en la vida literaria local, nacional e internacional Agustín Yáñez, Juan Rulfo, Adalberto Navarro Sánchez, Arturo Rivas Sáinz, Benjamín Sánchez Espinoza y Emeterio de la Torre.

¿Por qué el último?

Porque luego de la muerte de José Ruiz Medrano (1967) la cultura literaria en el Seminario Conciliar no se guio más por los criterios que distinguieron hasta esa fecha la cultura humanística del plantel levítico, el estudio de los autores clásicos griegos y latinos en su lengua y en los del siglo de oro español, sino en la homologación de materias inspiradas en el sistema escolarizados público de los niveles medio y medio superior, a fin de alcanzar el reconocimiento oficial (que hasta 1992 prohibían las leyes de México) de los estudios realizados en sus aulas.

Es por eso que Sandoval Godoy terminó siendo el último escritor público salido de las aulas del Seminario Conciliar de Guadalajara que hizo de la palabra escrita un oficio, una meta e incluso un apostolado.

¿Fue, entonces, un escritor católico?

No. Fue un católico que no se avergonzó nunca de serlo en una época donde ello era despreciable en los ámbitos públicos de gobierno, académico y universitario, lo cual, sin duda, pesó en su obra como una etiqueta de exclusión no arrastrada por los exseminaristas que se fueron al otro extremo, el de ocultar o el de avergonzarse de su paso por el Seminario con tal de gozar del favor del sistema.

¿Cómo evaluar en su conjunto la producción literaria de don Luis?

Como un esfuerzo arduo, persistente, tenaz, tozudo para darle su lugar a la provincia, al terruño, a las gentes del pueblo especialmente su forma de hablar, a los recuerdos de su infancia campirana, al microcosmos, a la matria, a la Cristiada y sus mártires, canonizados o no.

Acerca de Rebeca Ortega Camacho

Revisa También

EVANGELIO DE HOY, 11 AGOSTO