upc4

Sonia Gabriela Ceja Ramírez

Como parte del Congreso Nacional de Catequesis especial, este 11 de marzo se realiza en la SEDEC el foro “La realidad es superior a la idea”. Parte de los trabajos que se realizan durante la jornada matutina fueron las conferencias “Palabras oscuras que no me hablan de Dios”, “Tengo derecho a vivir con discapacidad” y “Sin señas no me enseñas”.

Dentro de la Iglesia también se sufre discriminación

A las 12.15, después de un receso, tocó el turno a la Lic. Andrea Carolina Rosales Ortiz quien narró su experiencia como persona invidente. Durante su conferencia “Palabras oscuras que no me hablan de Dios”, la Licenciada en Ciencias de la Familia habló de su experiencia y su crecimiento en la fe aún desde su discapacidad.

Platicó como se integró al movimiento apostólico de Schoenstatt y cómo se fue sumando a realizar un apostolado. Posteriormente experimentó inquietudes vocacionales, el deseo de ser religiosa pero no la admitían por ser invidente, ya que las congregaciones a las que asistió no la admitían por su discapacidad. Estudió una carrera y tiene varios diplomados, sin embargo ha sufrido discriminación por ser invidente.

Hace poco, en 2016, fue diagnosticada también con discapacidad auditiva.

Durante su exposición expuso también que sufrió discriminación dentro de la propia Iglesia, pero considera que son desafíos para abrir brecha, pues la Iglesia tiene mucho que hacer para abrir espacios para gente con discapacidad que tiene mucho que ofrecer para el trabajo pastoral.

Falta mayor infraestructura social

En punto de las 12.45 de la tarde tocó el turno al Dr. Hugo López Rubio, Coordinador Especializado CEDHJ, quien acudió en representación del Dr. Alfonso Hernández Barrón, titilar de la Comisión Estatal de los Derechos Humanos en Jalisco.

El Dr. López Rubio señaló que el estado tiene la obligación de proveer las condiciones para que las personas con discapacidad puedan desarrollarse en la sociedad.  Añadió que todos en algún momento de nuestras vidas podemos tener una discapacidad ya sea temporal o permanente. Explicó que los adultos mayores experimentan cada vez más dificultades de funcionamiento.

Dijo que es importante actualizar los datos respecto al número de personas con discapacidad para visibilizarlas y poder generar políticas públicas más certeras.

Modelos de atención a la discapacidad

Modelo de la prescindencia y marginación: señalaba que la discapacidad es voluntad de los dioses, un castigo divino; que las personas discapacitadas son una carga para la sociedad, objetos de lástima, considerados inútiles y dependientes. Que debían ser tratados con un enfoque caritativo.

Modelo médico-rehablilitador: Enfatiza que el problema está en el individuo. Considerada la discapacidad solamente un problema de salud. Hace hincapié en la eliminación o cura de la discapacidad.

Modelo Asistencialista: Se dio en los primeros años del siglo XX, después de la primera guerra mundial. Consiste principalmente en políticas asistencialistas y proteccionistas, que no logran el desarrollo integral de la persona.

Modelo social y de derechos humanos: Pretende eliminar barreras para permitir la participación de las personas con discapacidad. El problema está en el entorno y en la Sociedad. Se reconoce que la discapacidad forma parte de la sociedad.

Todos tenemos derecho

El especialista señaló que un problema actual, es por ejemplo, que no hay suficientes escuelas.

La Constitución establece que todas las personas somos iguales, tenemos los mismos derechos y obligaciones, pero la realidad en la práctica es distinta, ya que mucha gente con discapacidad no encuentra trabajo, por ejemplo.

No se ha logrado todo lo que se requiere, la discapacidad sigue siendo una problemática.

Las principales quejas de los oyentes fueron la falta de transporte con rampas.

El mundo de los sordos

A la 1.15 siguió la conferencia “Sin señas no me enseñas”, que expuso Aida Araceli Aramburú, Persona sorda de nacimiento, quien señaló que existen alrededor de 1.3 millones de personas sordas católicas, con necesidad de crecimiento espiritual y que quieren practicar la religión.

Dijo que los principales muros que enfrentan las personas con discapacidad auditiva son la vergüenza, prejuicios, odio, rivalidad, temor, ignorancia, incomprensión e indiferencia. Añadió que diariamente este sector de la población enfrenta también una situación familiar particular, religiosa, escolar, laboral, además de tener que lidiar diariamente con la marginación y la vulnerabilidad.

Señaló también que muchos sordos cambian de religión porque no tienen los apoyos suficientes en la Iglesia católica. Ella misma narró como a los 14 años que acudió a un grupo de adventistas que le brindaron herramientas de evangelización. Dos años después regresó a la Iglesia católica con el objetivo de crear un grupo evangelizador para personas sordas. Así surgió este grupo con lengua de señas en el templo de Aranzazú. 

Dijo que para lograr  evangelizar al sordo, hace falta la colaboración entre sordos y oyentes.

Aseguró que también los sordos pueden ser evangelizadores que comunican a otros el anuncio de la salvación y pueden ser testigos del Señor en el Ambiente donde viven, según lo dicho por el Papa Benedicto XVI.

Respecto a qué les toca hacer a los sordos, Aida Araceli señaló que: eliminar prejuicios, romper barreras de comunicación y utilizar lengua de señas e impartir cursos.

Dentro de la Iglesia, deben estar unidos en espiritualidad. Tienen una vocación apostólica evangelizadora y vocación catequística en especial.

La expositora compartió que su esposo y sus hijos también son sordos, y señaló que falta apoyo psicológico y comunicación en las familias.

Para saber

1,000 millones  de personas en el mundo tienen algún tipo de discapacidad

En México

Más de 5 millones de personas con discapacidad

39 de cada 100 es a consecuencia de alguna enfermedad

Jalisco

En 2018 había 545,679 personas con discapacidad

@arquimedios_gdl

TE INVITAMOS A FORMAR PARTE DE LOS

Comunicadores Parroquiales

Los cuales promueven la Pastoral de la Comunicación en sus Parroquias

Dirección

"En la Iglesia tenemos urgente necesidad de una comunicación que inflame los corazones, sea bálsamo en las heridas e ilumine el camino de nuestros hermanos y hermanas"

Papa Francisco

Copyright @2023 – Todos los Derechos Reservados.