upc4

Diác. Julio César Cárdenas Álvarez
4to de Teología

Como alumno de Teología del Seminario de Guadalajara me corresponde realizar una disertación escrita a modo de tesina, la cual he escrito y lleva por nombre: “La Historia de la Salvación desde el punto de vista de Jeremías y los Sacramentos”. En este trabajo, en primer lugar, elegí hablar sobre el profetismo y el contexto que envolvía al profeta Jeremías, para después hacer una exégesis de una perícopa (Jr. 2, 1-13) y terminar dando a conocer como la Historia de la Salvación presenta una prefiguración de todos los sacramentos que hoy conocemos.
Jeremías denuncia y señala las infidelidades y pecados que el pueblo le ha hecho a Dios, pero él mismo será quien se encargará de dar un mensaje de esperanza para aquellos que realmente desean cumplir con la voluntad de Dios, pues no sólo tendrá que señalar o destruir, sino que también tendrá que construir un pensamiento y un ambiente de salvación, y no porque su actitud o accionar sea una doble personalidad, sino porque se encargará de comunicar el mensaje que Dios quiere para todos nosotros.

La perícopa nos dice la forma de pensar y de sentir del profeta Jeremías en cuanto a la caída del reino de Israel, para que los habitantes del reino de Judá puedan regresar hacia el camino de Yahvé.

En el texto se narran los episodios por los que tuvo que pasar el pueblo de Israel para poder llegar a su destino, y cómo el Señor nunca los abandonó, a pesar de las dificultades que atravesaron. El autor nos habla de Israel como un niño recién nacido y abandonado, al cual se le tuvo que prestar los primeros cuidados que requiere todo ser humano en esta condición.

La misericordia de Dios se hace notar desde el Antiguo Testamento, pues a pesar de todo lo que su pueblo ha realizado, es el Señor quien se pregunta si ha hecho algo injusto o torcido que provocara que ellos actuaran de esta manera, pareciera que Dios dudara de sí mismo, pero esto lo hace para hacer ver cómo siempre ha estado de parte de su pueblo y nunca ha sido cruel con ellos.

Es claro que esta postura de alianza unilateral de parte de Dios, tomando en cuenta el contexto de la perícopa que estamos analizando, llegará al punto en que deje de funcionar, pues a pesar de la bondad y misericordia del Señor vemos a un Dios justo, que no por haber pactado la alianza aceptará cualquier situación que realice su pueblo, por lo que las faltas, pero, sobre todo, la infidelidad del pueblo de Israel provocará la ira y el abandono de Dios y terminará con el exilio.

En las Sagradas Escrituras, específicamente en el Antiguo Testamento, aparece la historia de la Salvación, en donde el pueblo de Israel es elegido desde Abraham para formar una alianza con Dios y ser el pueblo destinado al cual vendrá el Hijo de Dios para traer la Salvación para todos los seres humanos.
Los sacramentos, como tema fundamental ligado a la historia de la Salvación, y que he remarcado en esta tesina, nos ayudan para poder tener una mejor participación de ellos y poder entender que desde el Antiguo Testamento ya había elementos que ligan el Antiguo con el Nuevo Testamento y esto provoca que tengamos un panorama más amplio sobre ellos y sobre nuestra propia experiencia y vivencia de los mismos, pues sólo así se podrán obtener todas las gracias que Dios ofrece por medio de ellos.
Cabe señalar que este trabajo se presentó en el marco del Informe de Actividades del Padre Juan Carlos Lupercio, Vicerrector del Seminario de Guadalajara.

@arquimedios_gdl

TE INVITAMOS A FORMAR PARTE DE LOS

Comunicadores Parroquiales

Los cuales promueven la Pastoral de la Comunicación en sus Parroquias

Leave a Comment

Dirección

"En la Iglesia tenemos urgente necesidad de una comunicación que inflame los corazones, sea bálsamo en las heridas e ilumine el camino de nuestros hermanos y hermanas"

Papa Francisco

Copyright @2023 – Todos los Derechos Reservados.