upc4

Luis Sánchez

El reciente informe publicado por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) con motivo del Día del Niño en México revela una preocupante situación respecto a la educación infantil en el país. Según la Encuesta Nacional del Sistema de Cuidados (ENASIC) 2022, uno de cada cuatro menores de edad no asiste a instituciones educativas para recibir educación preescolar. Este dato arroja luz sobre las barreras que enfrentan muchos niños y niñas mexicanos en su acceso a la educación desde una edad temprana.
El reporte del INEGI destaca que, si bien el 87.8% de la población de 3 a 17 años asiste a la escuela en México, sólo el 74.3% de los niños de 3 a 5 años acude a preescolar, kínder o primaria. Entre las razones que se esgrimen para esta situación se encuentran la percepción de falta de necesidad y las dificultades económicas y de acceso a servicios de cuidado infantil.
Además, el informe revela que un 8.7% de la población de 6 a 17 años no asiste a la escuela por diversas razones, incluyendo la falta de interés o aptitud, problemas económicos y personales. Estas cifras resaltan la necesidad de abordar no sólo las barreras económicas, sino también las sociales y emocionales que pueden afectar el acceso y la permanencia en la educación.

En última instancia, el informe del INEGI subraya la importancia de invertir en la educación infantil como un pilar fundamental para el desarrollo futuro del país. Garantizar que todos los niños tengan acceso a una educación de calidad desde una edad temprana no sólo es un imperativo ético, sino también una inversión en el futuro de México y en su capacidad para prosperar en un mundo cada vez más competitivo y globalizado.

La conmemoración del Día del Niño en México no sólo es una ocasión para reflexionar sobre la situación de la infancia en el país, sino también una oportunidad crucial para impulsar compromisos políticos que garanticen un futuro más prometedor para las generaciones venideras. En este contexto de campañas políticas electorales, es imperativo que los líderes y candidatos aprovechen la construcción de sus plataformas políticas para incluir compromisos claros y tangibles en materia de educación infantil. La calidad de la educación que reciben nuestros niños y niñas es fundamental para su desarrollo personal y profesional. Por lo tanto, en este momento crucial, debemos exigir a nuestros líderes políticos que se comprometan a generar las mejores condiciones para la educación de calidad en México. Es a través de una educación sólida que los niños pueden adquirir las herramientas necesarias para alcanzar su máximo potencial y contribuir al progreso y desarrollo de nuestra sociedad.

Nos leemos la siguiente semana y recuerda luchar, luchar siempre, pero siempre luchar desde espacios más informados que construyen realidades menos desiguales y desiguales.

@arquimedios_gdl

TE INVITAMOS A FORMAR PARTE DE LOS

Comunicadores Parroquiales

Los cuales promueven la Pastoral de la Comunicación en sus Parroquias

Leave a Comment

Dirección

"En la Iglesia tenemos urgente necesidad de una comunicación que inflame los corazones, sea bálsamo en las heridas e ilumine el camino de nuestros hermanos y hermanas"

Papa Francisco

Copyright @2023 – Todos los Derechos Reservados.