upc4

SERGIO PADILLA MORENO

El Evangelio de san Juan narra la comparecencia de Jesús ante Poncio Pilato, destacando una pregunta del procurador romano: “¿Y qué es la verdad?” (Jn 18, 38a). Esta pregunta no recibe respuesta, un hecho que el teólogo español Juan Mateos explica de la siguiente manera: «Pilato es un hombre de poder, perteneciente al orden terrenal, no al de la verdad; por lo tanto, es incapaz de escuchar la voz de Jesús. El ofrecimiento de Jesús (“todo el que es de la verdad escucha mi voz”) le resulta ajeno. Su falta de comprensión surge por su falta de conocimiento sobre la vida».
En el mismo Evangelio, se narra también el diálogo entre Jesús y Nicodemo, reconocido fariseo que se presenta de noche para tratar de comprender las enseñanzas de aquel Hombre venido de Nazaret, pero queda claro que el reconocido maestro judío trata de entender desde sus esquemas, por lo que Jesús le dice con toda claridad: «‘De la carne nace carne, del Espíritu nace espíritu. No te extrañes que te haya dicho: tienes que nacer de nuevo’. Replicó Nicodemo: ‘¿Cómo es posible que esto suceda?’. Repuso Jesús: ‘Y tú, siendo maestro de Israel, ¿no conoces estas cosas?’» (Jn 3,6-19). El teólogo Juan Mateos comenta: “Nicodemo no sabe, porque fundaba su saber sólo en una tradición aprendida”.
El tercer diálogo es el encuentro entre Jesús y la mujer samaritana. En este pasaje, cuando Jesús le pregunta por su marido, ella responde que no lo tiene. Entonces, Jesús le dice: “Has dicho bien al decir que no tienes marido, porque has tenido cinco maridos, y el que ahora tienes no es tu esposo. En eso has dicho la verdad”. (Juan 4, 17-18). Juan Mateos señala que la samaritana, “al optar por la verdad, contrasta con la actitud de las autoridades del templo de Jerusalén, quienes se niegan a reconocer su propia infidelidad mientras Samaría reconoce la suya y busca el agua del Mesías, las autoridades del templo de Jerusalén no han querido reconocerla”.

Los personajes que hemos mencionado muestran que elegir la verdad requiere honestidad, humildad y apertura, actitudes necesarias en la era actual, donde la mentira y el engaño, provenientes de lo más profundo de nuestros corazones, a menudo se disfrazan como “verdad”. Esta inclinación hacia la mentira puede ser impulsada por nuestra “ignorancia culpable”, similar a la de Pilato, o por la “ignorancia invencible”, propia de Nicodemo. A este respecto, el Papa Juan Pablo II dijo en su encíclica Veritatis Splendor:
“el Apóstol Pablo nos invita a la vigilancia, advirtiéndonos que en los juicios de nuestra conciencia anida siempre la posibilidad de error. Ella no es un juez infalible: puede errar. No obstante, el error de la conciencia puede ser el fruto de una ignorancia invencible, es decir, de una ignorancia de la que el sujeto no es consciente y de la que no puede salir por sí mismo”. Ante los desafíos complejos de la época actual, marcada por la creciente presencia de noticias e información falsa, debemos esforzarnos por descubrir, con honestidad, humildad y apertura, la verdad.

.
padilla@iteso.mx
Fake News, propaganda y bulos – La batalla
contra la desinformación | DW Documental
https://www.youtube.com/watch?v=S1KcTGKWBE8

@arquimedios_gdl

TE INVITAMOS A FORMAR PARTE DE LOS

Comunicadores Parroquiales

Los cuales promueven la Pastoral de la Comunicación en sus Parroquias

Leave a Comment

Dirección

"En la Iglesia tenemos urgente necesidad de una comunicación que inflame los corazones, sea bálsamo en las heridas e ilumine el camino de nuestros hermanos y hermanas"

Papa Francisco

Copyright @2023 – Todos los Derechos Reservados.