upc4

Norma Angélica Trigo

En México 1.9 millones de mujeres realiza algún trabajo doméstico remunerado, siendo por tradición una actividad predominantemente femenina.

De acuerdo a la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE) 2021 del Inegi, el 96% de las personas ocupadas en el trabajo doméstico son trabajadores informales y 70% no tienen prestaciones laborales.

Históricamente, el trabajo doméstico remunerado es una de las ocupaciones con mayor informalidad. El trabajo doméstico consiste en actividades que se realizan dentro de los hogares y son necesarias para el bienestar de los integrantes.

La Encuesta del Inegi, reveló que 9 de cada 10 personas son asalariados informales, de 2.2 millones de trabajadores del hogar, 1.9 millones son mujeres. Además, se estima que 84 millones de personas de 15 y más años realizan trabajo doméstico no remunerado para su hogar.

NO HAY SERVICIO A LA SALUD

Una característica del trabajo doméstico remunerado es que en su mayoría no ofrece la prestación de acceso a servicios de salud, solamente el 3% de las mujeres realizan trabajo doméstico de forma remunerada y cuentan con acceso a servicios de salud como prestación laboral.

En México existen 53 millones de personas ocupadas y el 4% son trabajadores del hogar.

El trabajo doméstico remunerado es una ocupación predominantemente femenina: 1.9 millones de mujeres de 15 y más años ocupan 88% de los puestos de trabajo en esta actividad, mientras que los hombres cubren el restante 12% de las plazas laborales en el rubro.

El trabajo doméstico remunerado está bien diferenciado por sexo ya que las mujeres se ocupan de actividades de limpieza y orden, cuidado de personas, cocinar, lavar y planchar, mientras que los hombres realizan  las actividades de jardinería, conducción de vehículos y vigilancia.

De acuerdo con la ENOE, las personas ocupadas en el trabajo doméstico remunerado perciben ingresos mensuales promedio de 3 mil 300 pesos y laboran en promedio 28 horas por semana, mil pesos menos que los hombres.

NO EXISTEN CONTRATOS

La falta de acceso a prestaciones laborales es una característica de la informalidad del trabajo doméstico remunerado. La ENOE, muestra que 70% de las personas que realizan trabajo doméstico remunerado no cuentan con prestaciones laborales, 25% no tiene acceso a servicios de instituciones de salud pero tienen otras prestaciones, 4% tiene acceso a servicios de salud y otras prestaciones y 1% cuenta con acceso a servicios de salud.

Una característica del trabajo doméstico remunerado es que en su mayoría no ofrecen la prestación servicios de salud, acentuado en el caso de las labores donde predominan las mujeres.

Otro aspecto que caracteriza la informalidad del trabajo doméstico remunerado es la falta de contrato formal de las personas ocupadas.

Según datos de la ENOE, dos de cada 100  cuentan con contrato por escrito. Esta situación está presente en ocupaciones con mayoría femenina, como empleadas domésticas y cuidadoras de personas donde únicamente 1% tienen contrato por escrito.

Hasta el cuarto trimestre del año pasado, en Jalisco había un registro de  113 mil 653 mujeres trabajadoras domésticas y de estas 107 mil 324 no tenían acceso a instituciones de salud, de acuerdo al INEGI. El total de trabajadores domésticos en el estado, es de 125 mil 127, lo que significa que 11 mil 474 son varones.

TRABAJA DESDE HACE 15 AÑOS SIN PRESTACIONES

“Ellos nada más me dicen, nos vamos a ir una o dos semanas de vacaciones y no me pagan, yo tengo que ver donde trabajo esos días para tener dinero. Ya tengo 15 años y el contrato solo es de palabra, yo no tengo prestaciones ni seguro, ni vacaciones, si me quiero tomar unos días pues no me pagan tampoco”.

La señora Ernestina Ruiz, relató que desde hace 15 años trabaja en una vivienda donde no tiene prestaciones de ley y cuando se van de vacaciones son días que no percibe algún sueldo.

PLATAFORMA CON PRESTACIONES PARA DOMÉSTICAS

En Guadalajara se creó una plataforma digital con la finalidad de resolver el servicio de limpieza, dando confiabilidad a los clientes y esto lo hacen proporcionando todas las prestaciones e incentivos a las trabajadoras del hogar.

Estefanía Hernández, CEO de Mi Dulce Hogar, empresa que ya tiene 7 años en el mercado, informó que este sector se encuentra desprotegido y vieron la oportunidad de aportar un granito de arena en favor de las trabajadoras domésticas.

 “Contratamos directamente a las trabajadoras del hogar para que puedan tener acceso a un empleo formal con las prestaciones de ley y todos los beneficios que difícilmente pueden encontrar en la informalidad”.

“Ellas ganan puntos por su buen desempeño cada vez que las califican en la aplicación y se pueden comprar celulares, tener acceso a vales de despensa, boletos para el zoológico. Adicional a esto, tienen acceso a otros servicios como micro créditos, a programas para la adquisición de lentes si lo requieren y también ayuda psicológica”.

La persona que requiere el servicio de una trabajadora doméstica ingresa a la plataforma, selecciona el día y la hora, informa el tamaño de su casa, realiza el pago y una profesional de la limpieza se presenta a sus hogares; mientras que las colaboradoras revisan en la plataforma el lugar a donde irán, como llegar, registran su entrada y salida.

El contrato es por 4 u 8 horas; en la modalidad recurrente tiene un costo de 450 pesos y esporádica 500, mientras que el de 8 horas en modalidad  recurrente 900 pesos y mil en la esporádica.

 “Podemos facturar y además hacemos un filtrado de las personas que ingresas a sus casas, tenemos un equipo de criminólogos que hace la validación de los antecedentes y las personas. Es una contratación muy cuidada”, señaló la CEO  de mi Dulce Hogar.

Estefanía Hernández, señaló que existe un seguro de responsabilidad civil y una fianza, en caso de que hubiera algún daño dentro del inmueble o algún accidente. El trabajo solo es de limpieza, no lavan, planchan, ni cocinan.

Quienes buscan este tipo de trabajo son mujeres de 20 a 55 años que solo tienen el nivel de estudios de secundaria.

La pandemia les incrementó el trabajo ya que las personas quieren tener limpia su casa y actualmente realizan alrededor de 3 mil 500 servicios al mes.

www.midulcehogar.mx y descargando la aplicación para IOS y Android: mi dulce hogar

Por otra parte, el Semanario solicitó una entrevista con el Sindicato Nacional de Trabajadores y Trabajadoras del Hogar (SINACTRAHO), para conocer los beneficios que otorgan a sus afiliadas, sin embargo no hubo respuesta.

@arquimedios_gdl

TE INVITAMOS A FORMAR PARTE DE LOS

Comunicadores Parroquiales

Los cuales promueven la Pastoral de la Comunicación en sus Parroquias

Dirección

"En la Iglesia tenemos urgente necesidad de una comunicación que inflame los corazones, sea bálsamo en las heridas e ilumine el camino de nuestros hermanos y hermanas"

Papa Francisco

Copyright @2023 – Todos los Derechos Reservados.